¿Cansado de recibir órdenes? conoce algunos tips para ser tu propio jefe

¿Cansado de recibir órdenes? conoce algunos tips para ser tu propio jefe

Todos queremos convertirnos en nuestros propios jefes. Las razones varían dependiendo de cada persona, algunos quieren ser dueños de su propio negocio porque tienen un espíritu emprendedor, logran identificar oportunidades en el mercado que están desatendidas, desean tener control de su propio tiempo.

Adicionalmente, están en búsqueda de la libertad financiera o inician un proyectocomo ingreso alternativo convirtiéndose este se convierte en un negocio muy productivo.

La idea de convertirse en su propio jefe es bastante interesante, ya que de primera impresión brinda un atractivo singular que se basa en tener control sobre lo que se hace y por ende hacer lo que se quiere, por supuesto orientado hacia un objetivo específico, generar mayores y mejores ingresos con un alto nivel de satisfacción personal.

La alternativa de iniciar algún proyecto cada día se hace más fuerte, en vista de la situación económica actual la cual prácticamente obliga a todos a buscar un ingreso extra o sencillamente tener un “plan B” ante la falta de estabilidad laboral. Sin embargo, la principal motivación es la generación de riqueza, entendiéndose esta como la capacidad de obtener recursos que permitan alcanzar un mejor estilo de vida y brindar seguridad económica personal y familiar.

El proceso para convertirse en su propio jefe no es fácil, pero tampoco es imposible, tal como lo puntualiza Aristimuño Herrera & Asociados, en www.bancaynegocios.com. Va a depender de una serie de factores que se deben tener presentes, entre los que se pueden mencionar:

Identificar intereses y habilidades

Le permitirá poder desempeñarse en una actividad que pueda desarrollar exitosamente.

Tiempo de dedicación

Es necesario invertir horas diarias de trabajo en el proyecto que desea iniciar, especialmente fuera de su horario de trabajo regular para que este no se vea afectado, debido a que es su fuente de ingreso regular actual. El tiempo a dedicar puede ser de un mínimo de 1 a 2 horas diarias, implica sacrificio pero es indispensable para poder tener éxito. Si desea iniciar el proyecto en dedicación exclusiva, el tiempo a dedicar puede ser hasta de 12 horas diarias, fundamentalmente en la etapa inicial.

Experiencia

Al identificar sus habilidades tiene parte del camino recorrido. El contar con un determinado nivel de experiencia es importante más no limitante, ya que cada día se aprende algo nuevo y actualmente se cuenta con distintas herramientas de soporte que sirven para apoyar a los emprendedores en el inicio de su nuevo negocio.

Monto a invertir

El capital es una de las razones por la que a veces no se inicia un proyecto, dependiendo del tipo de negocio se puede iniciar el mismo con mucho menos de lo que se piensa. Es importante determinar la cantidad mínima necesaria contemplando lo que realmente se requiere invertir, sin exceder las estimaciones de costos de inicio, progresivamente se irá acumulando o aportando un mayor capital de acuerdo al desarrollo del negocio.

Probabilidad de éxito

Suele escucharse de que la mayoría de los negocios que se inician, son pocos los que se mantienen en el mercado después de 1 año de operaciones. Es prudente investigar las causas de este comportamiento y aprender de los errores ajenos para no cometer los mismos, por ello es fundamental conocer su nicho de mercado e ir creciendo progresivamente escuchando lo que quiere el consumidor.

Herramientas de inicio

A veces no es necesario gastar mucho dinero en el equipo requerido para su proyecto, dependiendo del tipo de negocio deberá contar con algunos instrumentos específicos, en la etapa inicial. Comience con lo que tenga y en la medida de que vaya creciendo el negocio podrá ir adaptándose con mayor comodidad a las nuevas exigencias. Lo indispensable: computador, internet, celular, tarjetas de presentación, un blog y su red de contactos a través del cual ofrezca su producto.

Elija un nicho de mercado

Identifique un sector que pueda atender y concéntrese en este. En la medida en que lo vaya desarrollando adquirirá más experiencia, tendrá mejor control sobre su negocio y por ende se incrementarán los beneficios.

Solicite ayuda

Cuando sea necesario. Un buen jefe debe saber identificar cuando requiere el apoyo de alguien con mayor conocimiento en un punto específico. Al ser dueño de su propio negocio no implica que todo deba hacerlo solo, a veces esta es la causa del fracaso.

Aspectos legales

Muchas veces se comienza el negocio de manera informal, pero cuando este ya se quiere institucionalizar, es indispensable darle carácter formal independientemente del tamaño del mismo. Por lo que es importante conocer los aspectos impositivos, laborales y legales que no vayan a impedir más adelante el desarrollo satisfactorio del mismo.

Tomar la decisión

No porque sea el último punto es el menos importante. Pero tomar la decisión a veces es lo que más cuesta, principalmente por el temor a fracasar, por no pensar que no se podrá atender dicho negocio, por falta de capital para iniciarlo o por suponer que la idea no tendrá éxito. Todos estos sentimientos o pensamientos son válidos, pero la única forma de saberlo es intentándolo, es necesario comenzar a trabajar en la idea para obtener resultados.

Vía Noticias 24

propio jefe

Sobre Luis Castellanos 2944 Artículos
Luego de un tiempo en Maracaibo, de regreso en Caracas. Experto en Tecnología y Seguridad. Ingeniero de Sistemas, Docente universitario y Bloguero.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.