3 razones por las cuales las personas sarcásticas son más inteligentes

3 razones por las cuales las personas sarcásticas son más inteligentes

Sarcasmo una vez fue definido por Oscar Wilde como «la forma más alta de inteligencia». Por otro lado, también se le ha conocido como «la forma más baja de ingenio». Y mientras algunas personas no son amigos del sarcasmo, señalándola como «cáustica» y «poco amigable», las últimas investigaciones han mostrado que el sarcasmo entre amigos no crea matices de desprecio como se podría pensar. De hecho, puede reforzar la sinceridad en la relación, ya que ambos amig@s interactúan honestamente entre sí. Y entonces, ¿se podría explicar la relación entre el sarcasmo y la inteligencia? ¿Y entre sarcasmo y creatividad?

Lo importante es recordar que el sarcasmo no siempre se manifiesta como un simple y rudo comentario – por ejemplo, si alguien pregunta si estás emocionado por las vacaciones familiares y tu contestas «si, claro». El sarcasmo puede servir para propósitos beneficiosos, como romper el hielo en un ambiente cargado de tensión o revelando un sentimiento honesto que las otras personas temen expresar en voz alta. La comedia de Louis C.K. es un ejemplo perfecto de cómo el sarcasmo puede realmente unir a las personas. Él ha hecho una carrera al discutir experiencias cotidianas que todos vivimos y experimentamos. El sarcasmo nos da la oportunidad de ventilar y expresar frustraciones de manera saludable, y muchas veces de manera humorística, lo cual es mucho más saludable que tratar de proyectar una sinceridad falsa. ¿Cierto?

Dicho esto, he aquí 3 razones que descubrieron los investigadores de las Universidades de Harvard y Columbia por las cuales el sarcasmo nos ayuda a encontrar nuestra creatividad interna e inteligencia.

1. Tienen que pensar más duro

El sarcasmo requiere pensar más. Cuando se responde a un comentario hecho por alguien, una respuesta no sarcástica es realmente simple de ofrecer. El cerebro no tiene que realizar grandes acrobacias ni arduos trabajos para ofrecer una respuesta común y corriente. Pero una respuesta sarcástica requiere un esfuerzo adicional de pensamiento con el mismo tiempo. Tan poquito que parece el esfuerzo, es válido como un ejercicio cerebral. Si se está considerando la respuesta esperada versus los sentimientos que realmente tienes, entonces se fusionan ambas para rápidamente crear una respuesta que puede ser tanto humorística como críptica. Es la razón por la cual muchas personas no identifican de inmediato el sarcasmo. Deben pensar un poco más acerca del tema para poder entender lo que se quiere decir realmente.

2. Reconocen más posibilidades

El sarcasmo permite que se expanda la mente. Entre las tantas características que los investigadores han encontrado asociadas a la creatividad, el sarcasmo es una de las más fascinantes que se han visto. Investigadores en Harvard y Columbia han encontrado que aquellos que dan y reciben comentarios sarcásticos fueron capaces de desempeñarse 3 veces mejor en pruebas de creatividad. Simplemente el exponerse al sarcasmo reportó un beneficio sorprendente: 75% de los que se expusieron al contenido sarcástico resolvieron tareas creativas complicadas, comparados con un 25% de los que se expusieron a contenido sincero. Por ello el sarcasmo parece que tiene el poder de abrir nuestras mentes a más posibilidades y a pensar «fuera de la caja».

3. Pueden pensar de manera abstracta

El sarcasmo promueve la conceptualización. Si te preguntas si el sarcasmo tiene un beneficio práctico real, los hallazgos apuntan a que si. Lo que asocia al sarcasmo a la inteligencia es que abre las puertas al pensamiento abstracto, que ha sido asociado desde hace mucho tiempo a una inteligencia superior. Después de todo, es el pensamiento abstracto lo que separa significativamente a los humanos de los animales.

Los investigadores de Harvard apuntan que el sarcasmo puede beneficiar aún en el ambiente de trabajo, donde el pensamiento abstracto es altamente valorado para la productividad. Sin embargo, ellos hacen una advertencia: asegúrense que sus colegas entiendan el sarcasmo. El estudio encontró que no todos son receptivos ante el humor sarcástico, y puede hacer que las personas se sientan incómodas y tensas. Por lo que usa el sarcasmo con aquellos que lo aprecien, y quizás puedas usar la sinceridad con tu jefe.

Traducido por Luis Castellanos de publicación en LifeHack

sarcastic-woman

Sobre Luis Castellanos 2944 Artículos
Experto en Tecnología y Seguridad. Ingeniero de Sistemas, Docente universitario y Bloguero.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.