Cortometraje “La Tumba”: ¿realidad o ficción?

Cortometraje “La Tumba”: ¿realidad o ficción?

Tuve la oportunidad de ver el Cortometraje denominado “La Tumba”, dirigido por Maru Morón, y producida por Víctor Chacón,  Sebastián Torres y Maru Morón. Cuenta con las actuaciones de los nóveles actores Sebastián Torres, Dimitri Araque y Ángel López, y con la participación especial de Franklin Virgüez.

En los 27 minutos que dura la cinta, basada en la Columna “Cinco Sótanos bajo el Sol” escrita por Leonardo Padrón que narra las vivencias de los jóvenes Gerardo Carrero, Gabriel Valles y Lorent Gómez, detenidos en calabozos del SEBIN en Plaza Venezuela, por protestas contra el Gobierno, conspiración, terrorismo e instigación para delinquir.

Quizás en estos momentos peque de ingenuo, como comentaba con algunas personas en días pasados, pero me cuesta creer que este corto esté basado en hechos de la vida real, en la Venezuela de los últimos años. Me cuesta creer que esos calabozos existen, y me cuesta creer que hay funcionarios públicos en el país que hacen caso omiso de los Derechos Humanos y aplican la llamada “Tortura Blanca”, término que desconocía hasta el momento.

La Tortura Blanca es un tipo de tortura psicológica que incluye aislamiento y total privación sensorial. Llevar a cabo este tipo de tortura hace que el detenido pierda su identidad personal por los largos períodos de aislamiento.

Traducido de Wikipedia

Me cuesta creer que personas con quienes me gradué y con quienes compartí momentos de alegría y tristeza, hayan tenido conocimiento de esto y hayan volteado la cara para otro lado. Conocí muchas personas que trabajaron en la DISIP, antiguo SEBIN, y no los creo capaces de esas atrocidades.

Me niego a creerlo.

Quizás esté en el estado que denominan de “negación”. Pero no puedo creer que en pleno siglo XXI, en nombre de no se de quién, personas lleven a cabo estas prácticas.

Por eso quiero creer que este cortometraje es de ficción, basado en alucinaciones de los jóvenes que fueron entrevistados por Padrón.

Véanlo ustedes y compartan su opinión. Vale la pena pasar 27 minutos viendo esta cinta. Y por si acaso me equivoco, y si es realidad, próximamente hablaré del Estatuto de Roma, sólo por si acaso.

Por cierto, lo que si me suena a ficción, es que en vez de usar la “Diana Carabobo”, hecha en Venezuela y usada en Venezuela, usen la Diana del Ejército de los EEUU. Eso si me causó ruido y me hizo tener la esperanza de que todos los otros hechos también fueran de mentira.

Escrito por Luis Castellanos

Sobre Luis Castellanos 2944 Artículos
Experto en Tecnología y Seguridad. Ingeniero de Sistemas, Docente universitario y Bloguero.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.