Dos compadres se van de cacería, y uno le dice al otro:

  • Compadre: estoy viendo por la mira telescópica del rifle, que hay un tipo desnudo en su casa.
  • Pues compadre, ¡dispárele a ese desgraciado en sus genitales! ¡No le tenga compasión!
  • ¡Noo compadre! ¡Eso si que no puedo!
  • ¿Y por qué no, compadre?
  • ¡Porque le puedo volar los dientes a la comadre!

Por Luis Castellanos

Experto en Tecnología y Seguridad. Ingeniero de Sistemas, Docente universitario y Bloguero.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Protected with IP Blacklist CloudIP Blacklist Cloud

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com